Canastilla de mamá para el hospital

 

El gran momento se acerca y debes tenerlo todo preparado. Lo ideal sería tener la bolsa para el hospital lista sobre la semana 36, semana en la que las probabilidades de ponerse de parto empiezan a ser bastante altas. A continuación vamos a ver los básicos que no pueden faltar en tu canastilla.

 

¿QUÉ NO PUEDE FALTAR EN MI CANASTILLA?

En cuanto al PAPELEO

  • La tarjeta de la Seguridad Social o Seguro Privado.
  • La cartilla de embarazo que te hicieron en tu centro de salud, y que te ha acompañado en todas tus revisiones.
  • Tu DNI y una fotocopia que deberías grapar a la cartilla de embarazo. De esta forma no se perderá y estará accesible para el personal sanitario.
  • Fotocopia del DNI del futuro papá,  por si la necesitan al registrar al bebé en el mismo hospital.
  • Una carpeta con todos los análisis e informes que te han realizado a lo largo del embarazo. Si los ordenas de los más recientes a los más antiguos será más fácil consultarlos.
  • El consentimiento de la anestesia Epidural FIRMADO. Recuerda que si no lo tienes firmado, cuando llegue el momento del parto no te la pueden poner aunque la pidas a gritos, por eso, aunque no tengas pretensiones de ponértela, nuestro consejo es que la firmes por si acaso.

ROPA

  • 1 bata
  • En los hospitales privados tendrás que llevarte camisones, procura que sean abiertos por delante para que sea cómodo dar el pecho. En el hospital público te los proporcionan ellos, aún así, si quieres llevarte alguno, puedes hacerlo.
  • Zapatillas de estar por casa cómodas.
  • Te harán falta como mínimo 2 pares de calcetines si es invierno, o si te van a hacer una cesárea (el quirófano es muy frío).
  • 2 ó 3 sujetadores de lactancia.
  • Como mínimo 6 braguitas desechables o de algodón. Después del parto prepárate para manchar bastante. Las braguitas de algodón son más cómodas y sujetan más que las desechables, y si las manchas mucho puedes tirarlas una vez salgas del hospital.
  • Ropa para salir del hospital. Llévate la ropa que has estado usando en el embarazo, después del parto tendrás todavía bastante barriga.

ÚTILES DE ASEO Y OTROS

  • Bolsa de aseo con pasta de dientes, cepillo, champú y gel pequeñitos, peine, toallitas de cara.
  • Algún disco de lactancia por si acaso te sube mucho la leche y necesitas ponértela, aunque lo normal es que la leche tarde a subir algunos días. Lo más seguro es que en el hospital no te hagan falta. Una vez fuera del hospital, hay quien los usa siempre, y hay quien no los usa casi nada, solo en ocasiones puntuales. Si no los quieres llevar, no te preocupes, en caso de que los necesites, siempre estarás a tiempo de pedir a alguien que vaya a una farmacia y te los compre.
  • Crema para el pezón. Si tu idea es dar el pecho, sería conveniente que comenzaras a ponértela unas semanas antes para ir preparando los pezones. Los pezones se suelen agrietar, y duele mucho, así que cuanto más preparados los tengas, mejor.
  • Si vas a dar a luz en un hospital privado te pedirán que lleves compresas tocológicas, no son las típicas compresas que usamos durante la menstruación, las compresas tocológicas son compresas de algodón especialmente indicadas para el postparto. Las compresas normales no transpiran, las tocológicas, sí, y créeme, si te han dado puntos vas a necesitar una compresa que transpire. En el hospital público, te las darán, sin embargo, compra algún paquete para tener en casa para cuando vuelvas del hospital, las vas a necesitar.

 

 

 

 

NO TE PIERDAS NADA

Te iremos avisando en tu correo de las últimas novedades

¡Traquil@ no mandamos spam! 

Instagram

No images found!
Try some other hashtag or username